lunes, 31 de marzo de 2014

Volemos

Hace cuatro años comenzó éste blog a andar el camino del amor con este escrito que hoy vuelvo a publicar para los recién llegados.
Vuela

Tu luz es agua clara para quienes tienen sed de esperanza.
Asfixiadas por la vorágine de la crisis y golpeadas por el temor, millones de almas miran el cielo en busca de una señal.
Tenemos tarea.
Estamos aquí para ayudar a despertar la consciencia de que somos uno y lo que nos sucede a nosotros le sucede al otro.
Emprende tu mágico vuelo sagrado.
 Inspira confianza.
Esparce amor.
Elévate en medio del caos, sobre la fuerte tormenta del desánimo, para que tu corazón refleje la vivificante luz del Sol.
Que tus elegantes alas les recuerden a los otros que eres tú, que también son libres y que mientras no lo sean tu tampoco lo serás.
Vuela.
Los tramos finales son febriles. Prueban tu potencial.
Ahora, más que nunca, debe surgir la fuerza de tu corazón guerrero, pero esta vez sin dejar de lado la sutileza.
 La vibración del amor te anima a que reveles lo aprendido.
Formamos parte de un inmortal flujo de incesantes transformaciones, donde el equilibrio es vital.
Volar, en vez de cerrarse, maldecir y llorar, hace que el lamento deje lugar a que la compasión dirija tus acciones.
Ama a los otros como si te amaras a ti mismo.
 Como dice mi amiga  Tamara: "La vida no es esperar a que pase la tormenta. es aprender a bailar bajo la lluvia", y yo le agrego: "Bailemos bajo la lluvia como cuando éramos niños"
Es en tu corazón donde rebrota la alegría de vivir.
 Ábrelo, Ríe, Baila aunque todavía esté oscuro.
 Tu espíritu reconoce que este lúgubre escenario cambiará.
Festeja por anticipado.
Derrama todo tu encanto.
Contagia optimismo.
Ten presente que aceptaste venir a un ámbito deshumanizado para acelerar el cambio que le devuelva al hombre su dignidad.
Tu esencia es cristalina.
Eres luz palpitando en las tinieblas.
 Ayudar es tu forma de pulsar, de vibrar.
Asciende, así yo también me elevo.
Viajamos juntos.
Somos eternos caminantes.
No permitas que nos obliguen a olvidar que podemos co-crear
entornos sanos y relucientes.
Hoy te vuelvo a abrazar para ayudarte a despegar de la inconsciencia imperante, que intenta adormecerte para silenciar tu dulce voz.
 Eres guía.
 Alumbra.
 La luz se mueve, de corazón a corazón, avivando la bella trama que comienza a manifestar un nuevo mundo.
Sigamos irradiando.
Todos pueden recordarlo.
Volar es avanzar pese al cansancio y las dudas.
Es hacer lo que se siente, aunque te tilden de loco.
Volar es honrar la vida.
Es ser conscientes de la Unidad.
Es amar sin condiciones.
Volar es atreverse a Ser Humano.
Es vibrar en la frecuencia del amor.
Vamos, mi viej@ amig@, almas hermanas ansían una señal.
El Sol relumbra tras las negras nubes de la desesperanza.
Es la hora.
Despliega tus alas.
Sé que puedes hacerlo.
Vuela.
Volemos juntos, yo soy tú, tú eres yo.
Somos uno con todo.
Todo lo que existe está entrelazado cuánticamente.
La suma de nuestras consciencias son las que determinan la realidad que vivimos.
Las partes separadas del universo no son separadas, nada existe aislado todo es uno.

La Mariposa representa la transformación.
La mariposa es el único ser viviente capaz de cambiar por completo su estructura genética durante el proceso de transformación: el ADN de la oruga que entra al capullo es diferente al de la mariposa que surge.
Es, pues, el símbolo de la transformación total.
La mariposa representa la necesidad de cambio y de mayor libertad, y a la vez representa valentía: se requiere valentía para llevar a cabo los cambios necesarios en nuestro proceso de crecimiento.
Nos enseña a encontrar claridad en los procesos mentales, organizar proyectos o averiguar el siguiente paso en nuestro crecimiento interno. Namaste, con amor, Daniel.
Inspirado en un texto extraído de http://sindamel.wordpress.com/
 
Para los que ahora llegan aquí, un regalo:
 

jueves, 20 de marzo de 2014

Sonrisa Interior (Sanación Taoista)


La sonrisa interior (Reposición)
martes, 30 de agosto de 2011 
 
La Técnica Taoísta de la “Sonrisa Interior”

Taoístas practican una técnica de meditación para la curación y revitalización del cuerpo, llamada la “sonrisa Interior”, que es una visualización atenta y detenida de todos los órganos y elementos del cuerpo, uno por uno, sonriéndoles.

Durante la meditación la cara debe expresar una sonrisa clara y abierta que se dirige a cada órgano, víscera y elemento de nuestro cuerpo, uno por uno.

Los ojos se mantienen cerrados para facilitar la concentración de la conciencia.

 La clave del poder de esta meditación está en la atención que prestamos a cada órgano.

Se empieza visualizando a un ser muy querido que al mirarlo nos despierte espontáneamente la sonrisa y después se dirige este sentimiento a todas las células del cuerpo y a cada órgano en particular.

Según los maestros del Tao, cuando expresamos una sonrisa llena de agradecimiento a los distintos elementos de nuestro cuerpo en éstos tiene lugar una reacción alquímica que produce un néctar sanador y nutriente para ellos.

De la misma manera que cuando estamos dominados por la ira, el temor, la tristeza o el estrés los tejidos segregan una sustancia venenosa que contrae y asfixia los órganos.

Nos sentamos al borde de una silla sin apoyarnos en el respaldo, procurando que la pelvis quede más elevada que las rodillas, si hace falta utilizamos un cojín.

Las manos se abrazan poniendo la derecha encima de la izquierda y las apoyamos sobre otro cojín que colocamos encima de las piernas.

Las piernas deben estar separadas y paralelas y los pies también.

El sacro se adelanta ligeramente y la cabeza debe mirar al frente, pero con el mentón ligeramente hacia abajo, para lograr que la columna este recta y vertical.

La punta de la lengua se apoya en la parte delantera del paladar y las mandíbulas se relajan.

La respiración debe ser acompasada, tranquila y continuada.

Cuando acabamos la visualización ponemos las manos encima del ombligo, la derecha sobre la izquierda y captamos la energía, el “Chi”, que se ha producido.

Luego frotamos las manos y hacemos un ligero masaje sobre la cara (masaje de belleza), y después seguimos, frotando las manos de vez en cuando, y las vamos poniendo sobre las zonas del cuerpo que deseamos curar o vitalizar (sean rodillas, el hígado, los genitales, etc.) durante unos segundos.

Se recomienda realizar esta práctica
al despertarse por la mañana.

Reconociendo que la sonrisa y el cariño son antídotos naturales contra el exceso de radicales libres y activan la glándula del timo, una de las responsables de los mecanismos inmunológicos. 

Les recomiendo el siguiente video.
 ¡Que todos los seres tengan el día que deseen o quieran tener!
Con amor, namaste, Daniel
 

domingo, 16 de marzo de 2014

El mono número cien y el desarrolo espiritual

Todo cambio sólo puede venir de nuestra percepción de la realidad.
 
 
El cambio surgido de la violencia o el odio
sólo puede generar más violencia y más odio.
La violencia o el odio sólo puede transformarse con amor,
tomando consciencia que todos somos uno y desarrollando nuestro espíritu.
 
 
Esperando llegar a la masa crítica que logre superar los egoísmos.
 Con amor, namaste, Daniel.
 
 


sábado, 1 de marzo de 2014

Los Cinco Venenos Blancos

Si nos amamos, tendríamos que suprimir estos cinco venenos de nuestra dieta.
En el video no se habla del antiaglomerante de la sal E 536 (Ferrocianuro potásico).
 
 
Si quieres saber mas:
La realidad sobre la leche de vaca pasteurizada: http://youtu.be/zHJ2KO_X1G8
Los riesgos de comer pan blanco: http://youtu.be/N5HgEP6Wd7U
Beneficios de la sal marina natural: http://youtu.be/raQxeNNtg5c
La verdad oculta sobre el azúcar: http://youtu.be/vXagjFLaasU
Te puede interesar: Alimentos que no deberias consumir http://youtu.be/vAz9o1ymPVs
8 ingredientes tóxicos en nuestra comida http://youtu.be/yIieXsP0GME
 
Con amor, namaste, Daniel.